UNA NUEVA ESPERANZA

María José Jiménez Pérez
UN NUEVO AMANECER CARGADO DE ESPERANZA.

Suena el despertador, su amigo, el que le anuncia que el día le saluda. Abre los ojos, se persigna y da gracias a Dios por lo pasado y venidero. Se levanta y se mira en el espejo << una arruga más>>, piensa. Se lava, prepara el café, pone la mesa, se sienta y delante de ella solo el vaso con el café, sin nada mas. Bebe despacio saboreando sorbo a sorbo igual que intenta degustar la vida. Sus recuerdos se agolpan en la mente y los revive mojados en el café. Limpia la casa y con ellos sus penas. Se pone el traje, se llena de ilusiones. Se peina, tiene nuevos pensamientos. Coge el bolso, carga con su vida. Abre la puerta, quiere vivir. Camina lentamente, quiere vivir. Va al parque se sienta en un banco y mira pasar a la gente, siente miedo a la soledad. Hay cerca un anciano vendiendo maíz, compra un paquete. Va a dar de comer a las palomas. Se le acerca un pequeño, lo mira, le sonríe, le da la bolsa y mira cómo el niño hace lo que ella quería hacer. Cuando el maíz se ha terminado el niño regresa con su madre quedando ella a solas sentada en su banco, observando pasar la gente.
Texto libre Trabalibros

PUBLICA Envía tus textos libres aquí
subir