Los roces y los días

Vicente Javier-F
¿Por qué los roces con los días hieren
cuando el polvo leve de la luz se crece?
Luz que nace del tirón oscuro, burdo,
cuando el propio humo de la noche yace.
¿Por qué los días sin saber de heridas juegan
con la luz que amplían; con la luz que mecen?
Parecen perdidos. Ahora vestidos con claros motivos
y luego más turbios que un astro sin bríos.
Parecen decirte que hoy te cobijan y poco te esperes
cuando hablen crujiendo con fondos de nieves.
Serán polvo de cristales fríos todos sus motivos.
Si acaso hubo días de trato liviano
hoy penan sus horas sin el toque claro.
Tristes se habrán quedado.
Polvos estelares albos.
¿Por qué será que hieren
los días que vienen?
Texto libre Trabalibros

PUBLICA Envía tus textos libres aquí
subir