La piel dorada (Carla Montero)-Trabalibros
La piel dorada
Ficha técnica:
Autor: Carla Montero
Editorial: Plaza & Janés
ISBN: 9788401343049
Número de páginas: 400
Género: Narrativa
Valoración:
"Mi nombre es Karl Sehlackman, soy ex inspector de la brigada criminal de la Policía Real e Imperial de Viena. Pero, no se llamen a engaños, la historia que me dispongo a contarles no es una historia de crímenes ni criminales; después de todo, yo nunca fui un buen policía.
Ésta es, damas y caballeros, la historia de una mujer. La mujer más bella de Viena. Inés".

No existe nadie inmune al amor. Ni siquiera el despiadadamente encantador e irracionalmente atractivo Hugo von Ebenthal.

Aunque su carácter no había sido el mismo desde la muerte de Kathe, seguía provocando un influjo irresistible sobre el sexo femenino. Pero ahora esto ya poco importaba. Había entrado en una espiral autodestructiva que le llevaba a vagar por los antros menos recomendables de la Viena de principios del siglo XX, recurriendo a las prostitutas y al alcohol para acallar sus recuerdos, los malditos recuerdos que le traían una y otra vez a la memoria la imagen de su amada asesinada y le atormentaban con la idea de que él, hijo del príncipe Von Ebenthal, se encontraba en el primer puesto de la lista de sospechosos.

El inspector de policía Karl Sehlackman, amigo íntimo de Hugo, no alcanza a entender por qué sigue cuidándole. Por extraño que parezca, en algún momento se había establecido de forma implícita que él era el primero en la cadena de custodia, por delante de su madre (la princesa viuda), su tía Kornelia von Zeska (para la que Hugo era el hijo que nunca tuvo) y su malintencionada hermana Marga. Ya fuera porque se lo prometió a su familia, o tal vez por la relación que le unía a él, lo cierto es que Karl había hecho por su amigo mucho más de lo que suele ser habitual; sobre todo teniendo en cuenta la gran ayuda que prestó a Hugo mediante su intervención en el caso del asesinato de Kathe, logrando que fuera declarado inocente cuando todas las pruebas apuntaban hacia él.

Kathe, la pobre Kathe... Hace ya tiempo que su cuerpo apareció en medio de un charco de sangre y Hugo todavía no ha podido deshacerse de la extraña sensación, pegajosa y absurda, de sentirse culpable sabiéndose inocente. Él la amaba, nunca habría sido capaz de hacerle daño. Su muerte fue una gran pérdida que casi le condujo a la locura. Y ahora, tras la aparición de una segunda mujer asesinada en similares circunstancias, los fantasmas se instalan todavía con más fuerza en su mente. Por suerte, parece que las sesiones de psicoterapia con un tal doctor Sigmund Freud le sientan bien. 

Y además estaba ella, Inés, que había posado como modelo para infinidad de artistas, inspirando con su belleza las más hermosas obras de arte. La amante del pintor Aldous Lupu. Una mujer que había hecho realidad un proyecto relacionado con su propia experiencia, La Maison des Mannequins, más que una academia un lugar de acogida de otras modelos al que pueden recurrir los artistas en la búsqueda de una imagen femenina a la que retratar. La atractiva Inés, de belleza etérea y enigmático pasado. Tan perfecta, siempre tan segura de sí misma. La odiaba, no podía evitarlo. Aunque se esforzara, su sola presencia tenía el poder de enervar a Hugo de un modo irracional.

Los acontecimientos recientes vuelven a requerir la actuación de nuestro inspector. Como si de una pesadilla recurrente se tratara, Hugo está de nuevo involucrado y las sospechas de que pueda ser un criminal resuenan en la cabeza de Karl Sehlackman, que se debate entre su deber como policía y su obligación como amigo. Las víctimas presentan dos denominadores en común: la relación que les une a Hugo y ser poseedoras de un hermoso físico. Al contemplar su cuerpo destrozado, cualquiera llegaría a la conclusión de que en ocasiones la belleza es un castigo, en lugar de un don.
Enviado por: Clarice Lagos
Curiosidades:
- En Trabalibros conversamos personalmente con Carla Montero sobre "La piel dorada", puedes acceder desde aquí a la entrevista realizada por Bruno Montano.

1.Bruno Montano de Trabalibros entrevista a Carla Montero
Otros libros de este autor:

Una dama en juego

Carla Montero-Trabalibros
La Tabla Esmeralda (Carla Montero)-Trabalibros
Una dama en juego (Carla Montero)-Trabalibros
Colabora en Trabalibros
subir